martes, 22 de noviembre de 2011

Créeme soy un amante que teme amar demasiado;

Para mi es muy sencillo, la vida debería vivirse al límite, no hay que someterse a ninguna norma, ni dejarse influenciar por lo que lo otros puedan decir o pensar sobre ti, hay que ver cada momento, cada idea, cada día como un verdadero reto y entonces solo así una logrará vivir la vida en la cuerda floja.

---
Elegí el salto mortal del acróbata, fui un nómada buscando verdades, deje atrás tantas amistades y corazones partidos en dos mitades,vivimos intensamente como si el tiempo nos odiara, morimos por cada palabra sin temerle nada, vivimos viendo cimas que están cada vez más cerca, morimos y la rutina vigila tras nuestra puerta.Seguimos recargando el arma, vomitando el alma, escribiendo el malva, aguantando el peso en nuestra espalda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario