martes, 10 de abril de 2012

Gritando con los ojos:-vamos lejos,que ya es hora de volar.

Supongo que esas "pequeñas cosas" que se van haciendo grandes,van cambiando,en todos los sentidos,pueden ponerse a hervir,pueden congelarse,pueden desvanecerse,pueden romperse,o hay quien lo prefiere en forma de lagrimas,en botecitos pequeños.
Ahora mismo me siento dentro de uno de esos "botecitos" me siento;lágrima,sí,es así exactamente como me siento,soy quizás esa lagrima que resbala hasta los labios,y que te deja como incompleta,esa lágrima que de seguidas tu convertias en alcohol,pero no el de olvidar,sino;el de curar heridas,esa medicina de tus labios era el mejor remedio,la mejor "consulta al farmaceutico" que puedes hacer.Pero,quién va a querer después de tanto tiempo,una receta que te habla de lo mismo de siempre,de los besos de siempre,de esos en la frente.
¿te digo quien?puedes poner ya una larga fila a  la entrada de tus labios,pero yo pienso ser la puerta,y hasta que no me derrumben por completo voy a seguir ahí,te guste o no te guste.

No hay comentarios:

Publicar un comentario